La resiliencia es la HABILIDAD en la era postCOVID

Recientemente ha salido publicado un estudio elaborado por el Grupo Mutua de Propietarios y el Consejo General de la Arquitectura Técnica de España (CGATE), bajo el título “La salud de tu hogar en tiempos de confinamiento” en el que se revela que el 74 % de las personas participantes consideran que se adaptado bastante bien o muy bien al confinamiento.

Esto muestra lo que Ángela Rodríguez, psicóloga general sanitaria y a la que entrevistamos, afirmaba: el ser humano tiene una gran capacidad de adaptación.

Si bien en este estudio entran variables como el número de personas que viven en el hogar o los metros cuadrados, seguramente podría ser extrapolable a otros ámbitos en los que se analizara esta capacidad de adaptación y, además, en positivo: la famosa resiliencia.

Esta, según los expertos, será la herramienta más útil con la que tendremos que contar a partir de ahora, junto a otras que la consultora Grow Talent Solutions resume en: paciencia, flexibilidad, creatividad, iniciativa, agilidad, (capacidad de) networking, (capacidad de) pedir ayuda, aprender y reaprender y liderazgo y autoliderazgo.

Porque, aunque la gran parte de España esté ya en fase 1 y camino de la fase 2, esto no significa que la nueva normalidad se pueda parecer a la normalidad que se tenía antes. Y, aunque pareciera que las personas son muelles y que vuelven a su estado original y olvidan, esta pandemia va a dejar un poso importante en la mayoría. Ya ha provocado un punto de inflexión y transformará la forma de relacionarnos y de interactuar en la ciudad.

La ONU, por su parte, ha hecho un llamamiento a cuidar la salud mental para frenar el malestar que embarga a muchas personas a partir de la incertidumbre y que puede desembocar en ansiedad, depresión o abuso del alcohol y acabar en suicidio.

No es una exageración, hay que estar alerta. Queda mucho camino por delante y hay que viajar con esas herramientas que nos serán útiles para afrontar los nuevos escenarios que se crearán en esa nueva normalidad que parece no acabar de llegar. Para cuando lo haga, tenemos que estar preparados y que nos encuentre justo donde queremos estar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.